Prueba Citroën DS3 II: Conducción

Prueba Citroën DS3 II: Conducción

Una de las cualidades que nos ha sorprendido del Citroën DS3 es su confort y bajos consumos sea cual sea la situación. Durante la prueba hemos usado el vehículo en diversas ciudades como París, Madríd, San Sebastián… hemos recorrido miles de quilómetros por carreteras nacionales, autovías y autopistas, y hemos pasado por retenciones de varias horas, velocidades muy bajas etc, pero el DS3 en ningún caso ha pasado el consumo de los 7,5 Litros.

NOS PREPARAMOS PARA LA PRUEBA:

Finalizado el primer contacto nos preparamos para realizar la ansiada prueba.  Al introducir la llave en el contacto y arrancarlo la primera impresión que recibimos la asociamos a potencia. El coche es muy jóven y todavía no tiene el rodaje, pero el sonido que emite es agradable y transmite sensación de potencia.

Desde el interior del DS3 y en un primer vistazo podemos observar que los retrovisores exteriores son muy amplios, la luneta trasera permite una gran visibilidad mediante el retrovisor interior y el volante nos da la posibilidad de hacer un ajuste en altura y profundidad. Curiosamente el cinturón de seguridad no permite realizar ajustes de altura, algo que una persona como yo que mide más de 1,90 puede llegar a echar de menos.  El reglaje del asiento principal es óptimo y permite que una persona con una altura considerable pueda conducirlo totalmente cómoda. Tal vez el reposapies esté un poco próximo al asiento, pero puede ser una impresión mia por la altura.

Citroën DS3. Prueba por Rubén Sabuced

Como de costumbre, antes de iniciar la marcha realizamos un ajuste de la radio, y aunque en una primera impresión pensamos que sería un RD4 normal, al pulsar el “Menú” nos ha sorprendido con la función bluetooth, que no solo permite enlazar el teléfono móvil sino que  además nos da la posibilidad de controlar nuestro terminal desde los mandos del volante como si se tratase de un dispositivo de almacenamiento. Cercanos a los mandos de la radio se encuentran también los controles de climatización con una distribución sencilla y un funcionamiento todavía más simple, que ajustaríamos en función climatizador a 19ºC para la prueba.

En general percibimos que la situación de todas las botoneras  están a mano, aunque tal vez el del ESP esté un poco escondido, pero realmente este botón se manipula en situaciones puntuales, por lo podría estar también bien ubicado.

Finalizados los ajustes y ya familiarizados con el DS3 iniciamos la prueba por ciudad, en este caso Madrid.

PRUEBA EN CIUDAD:

El motor 1.6 THP asociado a un cambio de 6 velocidades nos permitió durante todo el trayecto hacer un consumo destacable. Su cambio de velocidades tiene una distribución de relaciones muy agradable que nos permitó gozar de una conducción tranquila o deportiva según como aprovechemos las marchas.

Citroën DS3

En pleno centro de Madrid pudimos ver como el temor a un consumo desorbitado se quedaba en una anécdota gracias al sistema de recomendación de cambio de marcha de Citroën, que nos indicaba según la situación y siempre teniendo en cuenta el estilo de conducción del conductor si debíamos cambiar la marcha a una superior. Aunque parezca mentira el sistema es muy respetuoso y nunca deja al DS3 “sin empuje”, dándonos la sensación de poderío de un motor THP. La agilidad del modelo es destacable gracias a su dirección asistida y su suspensión, que aun siendo de estilo deportivo mantienen la comodidad gracias al uso de los asientos deportivos, que nos proporcionan una sujección y confort óptimo.

El peso del DS3 supera la tonelada pero adherido a esta motorización nos facilita en todo momento una salida repentina llena de poderío, algo muy necesario en las rotondas y enlaces a cinturones de la capital.

Citroën DS3

Durante los trayectos en ciudad el consumo del DS3 no ha superado en ningún momento los 8 litros pese a haber estado en retenciones continuadas en Madrid y durante más de una hora en las salidas de la ciudad de París. El comportamiento en todo momento fue perfecto y no mostró ningún tipo de fatiga ante las altas temperaturas y el uso continuado en retención.

Al final de la prueba sumamos algo más de 10 horas de circulación por ciudad y nuestra opinión del DS3 es muy buena. El utilitario francés de segmento B nos ha demostrado confort, un motor con gran poder, unos consumos eficientes, un habitáculo espacioso y equipado, además de un maletero relativamente amplio. Tal vez lo que mejoraríamos sería el acceso a las plazas traseras, pero por lo que pudimos observar es semejante al del Mini Cooper o al del Mito, por lo que tampoco es un problema propio del modelo, sino de las 3 puertas en este segmento.

PRUEBA EN CARRETERA:.

Nuestra prueba en carretera es sin duda el mejor ejemplo para demostrar la eficiencia del Citroën DS3. Partimos de Madrid dirección a París, algo más de 1500Km de carretera para realizar una prueba real de consumos y de comportamiento del coche.

Partimos de la Ciudad de la Imagen, Pozuelo, Madrid y tomamos dirección a Irún para posteriormente partir dirección París. En este momento el depósito de nuestro DS3 está lleno al máximo y reza una autonomía de casi 450Km después de estar en retención aproximadamente 30 minutos.

Citroën DS3

Comenzamos nuestro viaje por la M-40 y adaptamos la velocidad del DS3 a la señalización. Desde este momento y hasta nuestro destino usaríamos el control de velocidad de forma continua, salvo en situaciones excepcionales. Los consumos fueron mejor de lo esperado y no superan el 5.5 en ningún momento. Sabíamos que el coche era un THP gasolina pero el consumo parecía de un diesel. A 100km/h podíamos ver cifras en llano de 2.3 a 4,5, nunca superando los 5, y a 120km/h no superaríamos los 5.4 a 130km/h en carreteras francesas.

Nuestro primer depósito no rindió algo mas de 800Km, algo que realmente sorprendió. ¿Realmente estaba bien el consumo? Aunque parezca asombroso con un uso eficiente del sistema de recomendación de cambio de marcha y en general, conducción extraurbana, el Citroën DS3 muestra cifras de consumo ridículas.  ¿Quién dijo que un motor gasolina con este caballaje era una ruina? El consumo medio de este depósito fue exactamente 5.2 Litros a los cien, llevando el maletero con 2 maletas y haciendo diversas paradas, es decir, un consumo semi-mixto.

Citroën DS3

La fatiga en carretera no se aprecia. Los asientos resultan tan cómodos para largo recorrido que no hemos sentido la necesidad de parar cada 2 horas, aunque lógicamente nosotros hemos respetado las recomendaciones de la DGT en la prueba. A diferencia que en otros vehículos no hemos notado apenas cansancio al conducir durante cientos de quilómetros, aunque también es cierto que el sistema de climatización que equipa resulta muy eficaz, algo que colabora en la no aparición de signos de fatiga.

La suspensión, al igual que la dirección asistida, en recorrido extraurbano resulta semejante a la de un vehículo coupé como podría ser un C4 VTS, tal vez algo más dura la suspensión, pero no hemos notado molestias derivadas de una suspensión especialmente dura.

Sin duda durante los miles de kilómetros realizados en autovía y carreteras nacionales con el DS3, lo que nos ha sorprendido es su aplome a la carretera, algo que nos aportaba tranquilidad y sensación de “grandeza”. Además, nos ha demostrado que el motor 1.6 THP se puede adaptar perfectamente a un uso mixto. Lo más destacable del modelo fue su gran salida en adelantamientos, algo que dejó boquiabiertos tanto a los que íbamos en el DS3 como a los que nos veían. Realmente tiene un comportamiento de 10.

CONDUCCIÓN SPORT:

En diversas ocasiones hemos podido verificar las respuestas de este modelo en situaciones en las que se nos obligaba a hacer un uso más deportivo.

El Citroën DS3 es una auténtica bala en adelantamientos, su caja de cambios nos ha sorprendido realmente a la hora adelantar, pues permite hacer reducciones de marcha en las que el coche no se ve retenido, sino que brinda rendir toda su potencia sin miedo, algo que en otros modelos no ocurre.

Citroën DS3

El sistema ESP es automático desde el arranque, es decir, se activa automáticamente al poner en marcha el vehículo, pero permite su desactivación sin limitación alguna de velocidad. En otras unidades, como el Citroën C5 o el Citroën C2 el ESP se activa automáticamente al superar los 50Km/h, pero en el DS3 esto no sucede, por lo que podremos hacer un uso del vehículo sin el ESP a cualquier velocidad.

La dureza de la suspensión es óptima para una conducción deportiva al encontrarse asociado a llantas de 17″ que nos aportan un mayor aplome al asfalto. En una primera impresión pensamos que las llantas de 17″ le restarían agilidad, pero tras finalizar esta prueba estamos convencidos de que no es así y que su respuesta es semejante a la de 16″ probadas en otro Citroën DS3.

Con 156cv y un motor 1.6 THP las sensaciones que nos ha aportado el DS3 han sido destacables.  Un comportamiento ejemplar ante cualquier situación y unos consumos muy ajustados, aunque debemos aclarar que en el momento que se hace una conducción deportiva y se le exige al coche una dedicación superior el consumo se puede ver incrementado hasta los 7,2 litros, pero logicamente este no es el modo de conducción normal.

SIGUIENTE- >

Sobre Rubén

Rodeado de chevrones desde el primer día de mi vida. Conocedor del producto Citroën, sus tecnologías, equipamientos y desarrollo. Descubre conmigo los entresijos de las Marcas Citroën y DS.

2 Respuestas de "Prueba Citroën DS3 II: Conducción"

  1. Gre2  10/09/2010 a 00:52

    En mi opinión, el coche es una pasada por fuera y por dentro, estéticamente hablando, no puedo opinar de su conducción, confort y otras características, porque no he podido probarlo aún, pero tiene toda la pinta de transmitir buenas sensaciones al conducirlo.

    En esta ocasión, hay que reconocer que la marca “se ha lucido”. Un gran acierto al igual que en el nuevo modelo del C5, tanto en líneas como en equipamiento.
    Solo le pondría una pega, la de: ¿por que combinación me decido?……, todas me resultarían atractivas, y con tantas posibilidades de configuración sería un problema elegir.

    Lo cierto es que aún se ven muy poquitos por la calle, quizás por el precio un poco elevado, aunque en mi opinión lo vale.

    Un saludo.

  2. Patolucas  10/09/2010 a 15:06

    Yo he tenido la suerte de probarlo dos veces,igual que el C2 cuando lo probe por primera vez,parece que se come la carretera,le veo noble y que responde bien en recta como en curva.El color amarillo creo que es el mas apropiado para el ya que le da un toque agresivo y juvenil,el interior es completo y los asientos tanto delanteros como traseros,envolvente y te sujetan bien en curvas,lo unico que veo es que para cuatro plazas,las traseras se quedan un poco encajonadas,como le falta algo de maletero.

    En resumen le veo un coche,fiable,seguro,responde bien cuando le pisas,las plazas delanteras comodas y bonito de linea.

    Pero yo sigo con mis dos ZX y con ese club tan maravilloso que tenemos y disfrutamos a diario.

    S”
    Paco

Publicar una respuesta

Tu dirección de e-mail no será publicada.